Estimados todos, les doy la más efusiva bienvenida a esta mi pequeña ventana para la comunicación personal con todos ustedes, ventana que espero que pueda ser fuente de interés y compartición de ideas útiles, reflexivas y enjundiosas, que para mí, sin duda, serán las suyas.

El motivo de la frase que preside es que soy de esas personas convencidas de que no es hablando como se entiende la gente sino sólo razonando, aunque, obviamente, debe existir por ambas partes una básica voluntad y capacidad de hacerlo. Es por eso que en este sitio deseaba que primara como título este lema que estoy seguro de que también será el suyo.

En mi caso la apertura de un espacio como éste es todo un experimento, puesto que nunca había tenido un Weblog o Blog —como ha terminado por llamarse— y no soy habitual en buscarlos o consultarlos, así que me disculparán que al principio vaya todo quizá un poco más lento o torpe de lo que se podría esperar o necesitar.

Estoy convencido de que éste será también un buen medio para el mantenimiento del contacto general que permita en cierto sentido hacer más eficaz mi ya escaso tiempo y el suyo tan valioso, porque además de poder tener el privilegio de razonar con ustedes sobre muchos temas podré a la vez contestarles muchas de las cuestiones generales que habitualmente atendía a través del correo electrónico, permitiendo que otras muchas personas queden también informadas. Así pues, no se olviden de visitar a menudo esta su casa y su tertulia.

¡Muy bienvenidos!

Un cordial saludo:
Agustín Barahona Juan


 

Si quiere ponerse en contacto, por favor, rellene el siguiente formulario. Gracias.

 

Share