nic3b1a-y-madre

Agustín Barahona«Disculpadme si no puedo desear felices fiestas a todo el mundo con la herida profunda, abierta y sangrante que la Humanidad tenemos en nuestro viejo planeta Tierra. Sería un hipócrita. Puedo desear que decidamos toda la humanidad tenerlas algún día, pero para conseguirlo habrá que luchar —todos— contra la inhumanidad, contra la indolencia, contra el eufemismo negacionista y contra la ignorancia de los que no desean la paz sino aprovecharse de las debilidades de sus contemporáneos para obtener un poder absurdo que no podrán llevarse nunca en la mortaja. Y si hay gente enferma e irrecuperable que no puedan entender esto habrá que hacer lo posible para que no estorben los planes de paz de la mayoría de las buenas gentes del planeta. Con las plagas no se dialoga: se las combate para poder sobrevivir.

Se comienza permitiendo, «tolerando», los pequeños atropellos diarios y se termina no haciendo nada en Siria. Pensadlo. Es el síndrome de Estocolmo a escala mundial.

Nosotros. Nosotros somos los únicos que podemos vencer esto. Los líderes mundiales ya han demostrado que no sólo no lo harán sino que incluso participarán, más o menos abierta o cerradamente, en la tragedia. Si el mundo entero se moviera a la vez hay muchos modos de influir decisivamente en lo que está ocurriendo, porque, como todos los sistemas, el mundo es afectado por cada decisión unitaria que los seres humanos tomamos. No lo olvidemos.

Que las navidades, el momento en que todos estamos reunidos con nuestros familiares y amigos, sean el momento para aprovechar a tomar juntos decisiones importantes. Así habrán servido realmente no para «desear» la paz en el planeta, sino para conseguirla» [Agustín Barahona]

POR FAVOR: SE ADMITEN en los comentarios TODO TIPO DE IDEAS RAZONABLES Y EFICIENTES PARA TERMINAR CON LA GUERRA DE SIRIA Y LA EMIGRACIÓN DE REFUGIADOS

diciembre 25, 2016 a las 12:32 pm por Agustín Barahona
Categoría: General, Humanismo, Reflexiones
Tags: , , , , , , , ,